El ácido bórico como un elemento importante para controlar incendios

La composición que tiene el ácido bórico (H3BO3), permite emplearlo en labores domésticas e industriales, pero también lo hace un elemento importante para controlar incendios.

Aunque, ciertamente, este es tan solo uno de los distintos usos que tiene el ácido bórico, los cuales van desde fines medicinales, hasta la reducción de plagas o simplemente la limpieza en el hogar.

¿Por qué el ácido bórico sirve para reducir las llamas?

Esta sustancia química sirve para reducir las llamas, debido a que su ingrediente principal es el boro, un elemento que funciona como “retardante del fuego”.

De hecho, muchos retardantes dependen del boro para poder crear un efecto térmico que reduzca o disipe el calor de la combustión.

Y es que cuando el boro se descompone a altas temperaturas, libera agua mediante reacciones endotérmicas que logran absorber el calor.

Durante este proceso, los ácidos bóricos consumen todos los etéreos en fase gaseosa y forman capas de vapor con el vital líquido.

Asimismo, este químico crea efectos de protección intumescentes, en otras palabras, genera una especie de cobertura que ayuda a contener los incendios.

Otros efectos sorprendentes del químico a base de boro

Además del uso que comúnmente tiene el químico a base de boro, también destaca por otros efectos sorprendentes al emplearse en áreas más inusuales.

Algunas de ellas son, por ejemplo, la industria metalmecánica y aquellas orientadas al manejo y contención de la energía nuclear.

Siendo precisos, el ácido de boro puede utilizarse, en el primer caso, para fabricar y limpiar las superficies de acero o, en el segundo, como uno de los elementos que disminuyen los riesgos de accidentes nucleares.